Percibe la pequeña diferencia entre «deseo» y «aspiración»

El «deseo» en ocasiones nos lleva a apegarnos a la meta impidiéndonos disfrutar del presente camino. El «deseo», en no pocas situaciones, se rodea de unas expectativas que nos conducen a la frustración y sentimiento de fracaso.

Sin embargo tener una «aspiración» nos abastece de la energía para caminar durante  el día. La «aspiración»  nos marca el norte para saber la ruta y no perdernos en la noche.

Recordar cada mañana tu intención, te será de gran ayuda.

Únete a mi blog.

Entradas recientes